Cerraduras magnéticas

Las cerraduras forman parte de los utensilios más importantes de nuestro día a día. De hecho, sin ellas la seguridad en nuestros negocios quedaría totalmente a merced de los ladrones. Cada vez son más las cerraduras que aparecen en el mercado y, aunque la gran mayoría de los negocios aún siguen contando con las tradicionales, cada vez son más los que optan por las cerraduras que compliquen aún más la vida de los amantes de lo ajeno. En este post te vamos a hablar de las cerraduras magnéticas. Su nivel de seguridad es muy alto y están especialmente preparadas para negocios y oficinas.

¿Qué son y cómo funcionan las cerraduras magnéticas?

La cerradura magnética se utiliza, sobre todo, en sitios donde la entrada tiene que ser controlada. Se abre a través de un botón y, por tanto, la persona que lo presiona es la encargada de decidir quién entra y quién no a la vivienda o estancia. Su funcionamiento es a través de dos piezas: un electro imán y una lámina metálica que recibe el nombre de pieza polar. El electro imán se coloca en la puerta y trabaja como eso exactamente, como un imán que hace que la corriente circule por la bobina y que, al recibir o no corriente eléctrica deja que la puerta se abra o se cierre.

Estas cerraduras son de tipo ‘Fail Safe’, es decir, que siempre se mantendrán cerradas cuando exista corriente eléctrica. Existen otro tipos de cerraduras eléctricas que disponen de otro sistema, el ‘Fail secure’, en este caso, solo función cuando no hay electricidad. En este caso, como te decíamos, este tipo de cerraduras solo se utilizan en puertas internas que necesiten controlar el acceso al lugar y jamás se utilizarán para exteriores. De hecho, es fácil verlas más aseguradas con otro tipo de cerraduras.

Teniendo en cuenta que el funcionamiento depende en gran medida del paso o de la interrupción de la corriente, las cerraduras magnéticas funcionan muy bien en sistemas de control de acceso, en sistemas domóticos o como parte de una alarma. Se pueden abrir fácilmente con un pulsador u otro sistema de reconocimiento, así que más cómoda, imposible.

¿Cuáles son las características principales?

  • Pueden ponerse sin problemas en las puertas de emergencia o en puertas anti pánico.
  • Pueden instalarse tanto con control eléctrico como electrónico.
  • No necesita llaves.
  • Son perfectas para sitios donde existe el paso de un gran número de personas.
  • Se pueden instalar tanto en interior como en exterior.
  • No necesitan demasiado mantenimiento.
  • Tienen bastante durabilidad.

Este tipo de cerraduras son muy fáciles de instalar. Tan solo tendrás que asegurarte de que el electro imán está totalmente alineado con la placa metálica.

Existen diferentes modelos de cerraduras magnéticas

Te contamos ahora cuáles son los diferentes tipos de cerraduras magnéticas:

  • Base tipo plana. En este caso la cerradura se pone en el marco de la puerta usando ese mismo soporte plano que ella misma lleva. Debes tener en cuenta que se pone en la esquina contraria a las bisagras y, por lo general, lo tendrás que poner en posición horizontal. Y, recuerda lo que te hemos comentado antes, siempre se pondrá la placa móvil totalmente alineada con la cerradura.
  • Base tipo L. Es el tipo de base que se utilizará para poner el electro imán en el caso de que no se pueda colocar en el marco de la puerta. La placa móvil irá fijada a la puerta alineada.
  • Base tipo U. La usada en las puertas de vidrio que no tienen ningún marco. En este caso se pondrá la base sobre el mismo vidrio y ahí mismo se pondrá también la pieza móvil.
  • Base tipo Z. Se instala en puertas que se abren hacía la parte de dentro. Si se quiere proteger al electro imán, se tendrá que poner sobre la pared de arriba del marco, justo en la esquina contraria a las bisagras y con un soporte en

Ventajas y desventajas de las cerraduras magnéticas

Pasamos ahora a contarte cuáles son las principales ventajas y desventajas que tiene la instalación de las cerraduras magnéticas.

Ventajas

  • No tienen demasiado desgaste y, por tanto, no necesitan mucho mantenimiento debido a que las partes móviles no existen.
  • Funcionan de forma muy rápida. En el momento en el que se corta la corriente, la puerta se abre.
  • Se instalan de forma muy fácil.
  • Funcionan tanto para el interior como el exterior.
  • Pueden ponerse en cualquier tipo de control de acceso.
  • Se pueden poner en las puertas de emergencia.

Desventajas

  • Su precio es algo más elevado que las puertas mecánicas.
  • Necesitan de la corriente eléctrica para funcionar. En caso de corte eléctrico dejarían de ir. Por este motivo se recomienda siempre contar con un sistema de electricidad para los casos en los que la corriente se corte sea por el motivo que sea.

Una opción para comprar una cerradura magnética

Si estás buscando una cerradura que sirva perfectamente para tu negocio o empresa, te hablamos del modelo Kkmoon. Es perfecta para puntos en los que hay que tener un control de acceso y funciona aún mejor en casos de mayor seguridad. Tiene un poder magnético de 180 kilos de peso y una carcasa de alta resistencia con el que no tendrás que preocuparte por la corrosión. Además, todos sus materiales son de muy buena calidad y se asegura la durabilidad. Podrás abrirla y cerrarla gracias a un pulsador o mando distancia y, lo mejor, es que funciona para todo tipo de puertas.

Así que ya sabes, si acabas de montar un negocio y necesitas una de estas cerraduras, debes saber que son totalmente seguras y que te permitirán controlar perfectamente el paso a la estancia o local. Necesitarás muy poco tiempo para tenerla instalada y no tendrás que preocuparte por nada porque apenas necesita mantenimiento. Apuesta por una cerradura magnética que te de total confianza, en cerrajeros Valencia 24 horas te damos asesoramiento gratuito llamando a nuestro telefono. En un futuro lo llegarás a agradecer.